Auditoría de
cableado estructurado

Cableado de Red Estructurado

AUDITORÍA DE CABLEADO ESTRUCTURADO

SODITEL está especializada en la certificación y auditoría del cableado estructurado, tanto el cableado UTP, STP, FTP de cobre como el de Fibra Óptica.

¿Para qué hacemos una auditoría de cableado estructurado?

El objetivo de realizar una auditoría del Sistema de Cableado Estructurado (SCE) es anticiparse a un posible fallo o bien asegurarse que puede soportar una determinada aplicación de comunicaciones.

Si algunos puntos de cableado fallan, ya se sabe que algo no va bien y hay que revisarlo para determinar la causa y aportar una solución.

Lo ideal es no esperar a que se produzcan fallos sino efectuar periódicamente una auditoría preventiva del estado de la instalación de cableado.

La auditoría de un SCE consiste en evaluar su situación actual en cuánto a prestaciones y también en cuánto a manejabilidad y estado de componentes.

Una empresa necesita saber en qué situación está la red para tomar decisiones sustentadas de reparación, saneamiento, reemplazo o mejora.

¿Cuándo es el momento de realizar la auditoría de cableado estructurado?

Aparte de las causas ya comentadas de uno o varios fallos o pérdidas totales de conectividad, cuando se empiezan a observar muchos problemas en la red, cuando baja la disponibilidad, cuando la red está saturada y los retardos se disparan, cuando se quiere implementar nuevas funciones y la red no lo soporta o cuando los costos operativos se hacen cada vez mayores, entonces es un buen momento para contratar una auditoría del SCE físico y una vez descartados o solventados los problemas físicos, hacer un diagnóstico de los equipos activos, es decir la electrónica de red, pero no al revés.

Para ello, tiene que ser un tercero el que haga este trabajo, porque si lo hace el mismo propietario o administrador de red, sería juez y parte. La auditoría del SCE podría formar parte de una auditoría de electrónica de red y de sistemas más integral.

¿Cuál es nuestra metodología para realizar la auditoría?

Para hacer una auditoría de red es necesario emplear una metodología y contar con las herramientas adecuadas. La metodología se basa principalmente en el modelo de referencia OSI, estándares como el TIA-942, Tier, norma de cableado estructurado ANSI/TIA/EIA-568-B, ANSI/TIA/EIA-569-A y las mejores prácticas del mercado.

La auditoría de red, se inicia evaluando la parte física de la red, el SCE: condiciones del cableado estructurado, mantenimiento de la sala de servidores, gabinetes de comunicación, etiquetado de los cables, orden, limpieza. Pero la prueba definitiva es la comprobación del Enlace. Para ello es necesario utilizar un tester de calidad. Uno de los más usados es de la marca Fluke.

CERTIFICACIÓN DEL CABLEADO ESTRUCTURADO

Es un proceso en el que se compara el rendimiento de transmisión de un SCE instalado con los valores determinados en estándares internacionales empleando un método definido por el estándar para medir dicho rendimiento.

Esta certificación del Sistema de Cableado Estructurado nos demuestra la calidad de los componentes y de la instalación, es decir, nos dice si cumple con su cometido y podemos esperar un funcionamiento correcto.

Es necesario para obtener y mantener en el tiempo la garantía del fabricante del SCE. La certificación nos va a exigir que los enlaces del cableado proporcionen el resultado “Pasa el test”. En caso negativo, se diagnosticarán los enlaces que fallan y tras implementar una acción correctiva, se volverán a comprobar para garantizar que cumplen los requisitos de transmisión pertinentes.

El tiempo necesario para certificar una instalación no sólo incluye la realización de las mediciones de certificación, sino también el de elaboración de la documentación y el de solución de problemas.

VERIFICANDO LA CALIDAD DE LA INSTALACIÓN

¿Por qué se necesitan herramientas de precisión y diagnósticos avanzados?

A medida que se van desarrollando e implementado nuevas aplicaciones de comunicaciones, cada vez de más ancho de banda y mayor exigencia de rendimiento, cada aspecto de la instalación demanda un mayor nivel de capacidad técnica, de herramientas y mayor atención al detalle.

LA CERTIFICACIÓN Y AUDITORÍA DE UN SCE MODERNO NO LA PUEDE REALIZAR CUALQUIERA

Continuamente los estándares evolucionan añadiendo nuevos parámetros de comprobación. Los enlaces se tienen que comprobar usando uno de los dos modelos de enlace (el “enlace permanente” o el “canal”), y se prueban y evalúan sobre un mayor rango de frecuencias y con más puntos de datos.

Los componentes con los que se construyen los enlaces han de proporcionar un mejor rendimiento y la calidad del acabado durante la instalación debe mejorar de forma correspondiente.

Debido al aumento de la complejidad de estos sistemas de cableado, la determinación de la causa del fallo y la rápida restauración del rendimiento adecuado se han convertido en todo un reto.

Para el proceso de solución de problemas de los sistemas de cableado estructurado avanzados usamos herramientas sofisticadas como el certificador CableAnalyzer™ serie DTX de Fluke Networks que permite aumentar la productividad y ofrecer mejores y más rápidos resultados.

CERTIFICACIÓN Y AUDITORÍA DE LA INSTALACIÓN

La certificación de una instalación significa que todos los cables que la componen cumplen con esos patrones de referencia y, por tanto, se tiene la garantía de que cumplirán con las exigencias para las que fueron diseñados. Por ejemplo, los cables UTP de categoría 5 y clase D, la longitud del segmento que no debe superar los 90m, hay que tener en cuenta el NEXT (Near-End Crosstalk), etc.

CUÁNTO MÁS CAMBIA SU RED, MÁS NECESITA MEJORAR LA VISIÓN Y EL CONTROL SOBRE ELLA

En general, las redes actuales son muy estables. Sin embargo, también se caracterizan por no ser estáticas. Tanto las empresas como los usuarios exigen la instalación de nuevas tecnologías, nuevos servicios y un mejor rendimiento, que inevitablemente requieren cambiar la infraestructura, implementar nuevas aplicaciones y gestionar la seguridad.

Al mismo tiempo, es necesario controlar los costes de TI y minimizar las interrupciones que se generan. Por todo ello, es necesario poder estudiar y auditar cada uno de los aspectos de la red para evaluar con precisión el impacto que la incorporación de nuevas tecnologías y servicios ejerce sobre ella, y para asegurarse de que se obtiene el rendimiento máximo en todo momento.

Para la certificación del cableado estructurado, sobre redes LAN y WiFi, utilizamos herramientas como el analizador EtherScope. Bien sea para comprobar y solucionar problemas durante la instalación o durante la actualización, o bien, para validar el funcionamiento de dicha LAN verificando los servicios de red y midiendo el rendimiento de Ethernet después de una instalación.

Contacto







*Tiene que marcar la casilla "No soy un robot" para continuar


He leído y acepto las condiciones de uso y la política de privacidad


Por favor, marque con la casilla si desea manifestar expresamente su negativa al tratamiento para finalidades que no guarden relación directa con el mantenimiento, desarrollo o control de la relación que se deriva del presente documento electrónico

A los efectos de lo establecido en el Reglamento Europeo 2016/679 de Protección de Datos Personales (RGPD), SOLUCIONES DIGITALES DE TELECOMUNICACIÓN, S.L. garantiza la confidencialidad de los datos personales de que dispone. Le comunicamos que los datos facilitados forman parte de una base de datos gestionada por SOLUCIONES DIGITALES DE TELECOMUNICACIÓN, S.L., para la gestión de los servicios contratados y la eventual comunicación de campañas promocionales. Los datos serán mantenidos durante la relación contractual y no serán cedidos a otras entidades sin su permiso expreso. Si desea ejercitar sus derechos de acceso, rectificación, cancelación, oposición y portabilidad de los datos de carácter personal, puede hacerlo a través de la dirección soditel@soditel.com, en los términos establecidos en el RGPD. Puede ampliar información sobre sus derechos en cuanto a la confidencialidad de los datos personales a través de la Agencia Española de Protección de Datos.

Casos de éxito